lunes, 26 de enero de 2009

aún es extraño irte a visitar en una sala de hospital,
niña no borres tu sonrisa, no dejes que sus jardines se quemen, hay más sueños dulces en tu camino, baila sin parar,
vamos, corramos sin parar en esta vida olvidemos este mal,
no me dejes sola nunca más,
mañana ya no quiero ir a verte de nuevo en esa sala,
mañana tocaré tu canción preferida y nos quedaremos en la estación que prefieras, solo te pido algo a cambio no apagues tu luz otra vez.

1 comentario:

Any dijo...

Siento que hayas pasado por eso... Y me alegro de haberte animado. Siempre que pueda lo haré.

Tú sigue adelante y sé fuerte para ella.

Biquiños.